Publicidad
Bmw








Publicidad




Scouting: Levante, difícil pero no imposible

Por Miquel Cano

Con la tranquilidad de los tres últimos puntos y con un colchón de cinco sobre el descenso, visitamos el Ciutat de València con la esperanza de puntuar lejos de Son Moix. Ya son muchos los desplazamientos que hemos hecho y el casillero aún sigue a cero. Por muy bien que lo hagamos en casa, como no empecemos a puntuar a domicilio, salvarnos será una tarea dificilísima.

Desde su llegada, Paco López ha instaurado un fútbol basado en una presión intensa que intenta robar lo más cerca del área rival posible y una vez logrado el objetivo transitar con velocidad buscando siempre la verticalidad. Buena prueba de ello es la segunda parte que hicieron ante el FC Barcelona, en la que el sacrificio y la intensidad fueron el pilar fundamental para obrar ese milagro. Empezaron la temporada con un 4-3-3 con Campaña como interior y dos extremos verticales como son Hernani y Morales. Pero con Bardhi pidiendo minutos a gritos, en los últimos partidos han pasado al 4-4-2, dando entrada a Radoja y abriendo a las bandas dos talentos como son Campaña y Bardhi. Arriba Morales juega más centrado.

En portería encontramos a uno de los porteros del momento. Aitor Fernández se está destapando como uno de los mejores de la liga siendo el portero que ha realizado hasta ahora más paradas en la competición, promediando más de cuatro por partido. Tiene unos reflejos y una agilidad brutal y en el juego aéreo sabe medir bien las distancias. Miramón, que el año pasado jugaba en el Huesca, es el lateral derecho. Le ha ganado el sitio a Coke, que fue el titular el año anterior. Es un jugador polivalente, ya que ha jugado también en el lateral izquierdo y en el extremo derecho y destaca por su sacrificio tanto en ataque como en defensa. Se deja ver en el área rival. La pareja de centrales son Rubén Vezo y Sergio Postigo. Los dos no son jugadores de una gran envergadura lo que les hace sufrir bastante a balón parado. Sin duda es uno de sus principales puntos débiles. Y en el lateral izquierdo, con la lesión de Toño, Carlos Clerc ocupa la banda. Fue uno de los mejores laterales izquierdos de segunda división la temporada pasada y estaba claro que daría el salto a primera. Posee una gran resistencia y le gusta hacer subidas constantes creando peligro.

Con Radoja al cien por cien, Vukcevic se queda en el banquillo y el doble pivote es para el serbio y para Gonzalo Melero. El que destacó hace dos años en segunda, tuvo una pasada temporada muy discreta en el Huesca en primera debido a una lesión, pero este año ha vuelto a coger ritmo y está cuajando buenos partidos. Se encarga de enlazar las jugadas con los extremos para buscar rápidamente esa verticalidad que tanto les gusta y además aporta en ataque realizando incorporaciones desde atrás. En cambio, Radoja es el pivote de contención. Sus funciones son más defensivas. Es un jugador que abarca mucho campo y tiene buena salida de balón, con características similares a Lobotka, quien fue su compañero en el Celta, pero con un nivel un peldaño inferior. Campaña caerá a banda derecha pero se internará hacia el centro del campo en muchas ocasiones. Es el cerebro del equipo y está en un momento espectacular. Peligroso a balón parado, sabe manejar los ritmos del partido y tiene interiorizada la idea de Paco López de salir con verticalidad, dando esa velocidad al juego. Por la izquierda, otro jugón, Enis Bardhi. Compañero de selección de Trajkowski, su posición natural es la de media punta, aunque ahora habitualmente juegue de extremo. Por eso, como José Campaña, se incorpora por delante de los dos pivotes en diferentes ocasiones. Su mayor peligro es en el uno contra uno, ya que es un jugador con calidad, desborde y velocidad, y las faltas. Es un cañonero con una precisión de francotirador. Rubén Rochina, que tiene bastantes minutos en este equipo, será baja este partido, y Hernani será el extremo revulsivo en el que confiará Paco López. La verdad es que es muy desequilibrante y no ha empezado nada mal el portugués, ya que lleva dos goles en los minutos que ha disputado.

Y en punta de ataque, un killer con un comandante. Borja Mayoral es el delantero referencia. Con buen juego de espaldas y calidad en los pies, siempre anda en busca del gol y ya ha marcado tres esta temporada, siendo el máximo anotador del equipo junto a Roger Martí. Es un ratón de área, pero la velocidad no es uno de sus fuertes. El comandante Morales, en cambio, es un correcaminos. Incansable y con velocidad de relámpago le encanta moverse por toda la zona de ataque tirando desmarques y buscando la verticalidad constantemente. Eso sí, este año no ha empezado como los anteriores. Lleva un solo tanto, que ya fue en el mes de agosto, y no le están saliendo las cosas. Ahora bien, es titular indiscutible porque todos saben que un jugador de su calidad es capaz de solucionarte un partido en cualquier momento. En el banquillo esperarán su oportunidad el otro máximo goleador, Roger Martí, y el ex bético Sergio León. Mucha pólvora tienen los granotas.

Al final el partido se verá marcado por la forma en la que salgamos nosotros. No podemos pretender ganar como en casa jugando como lo hacemos fuera. Hay que vigilar a Campaña y a Bardhi y tener cuidado con los contragolpes. El Levante en su casa está fuerte, y solo ha concedido una derrota ante el Espanyol por la mínima. Tenemos que ser incisivos y no fallar ocasiones claras como hacemos de costumbre lejos de Son Moix. Tenemos pocas, pero las que tenemos son ocasiones más que aprovechables, y muchas veces las desperdiciamos. Sobre el papel todo apunta a que nos harán una presión muy alta, así que habrá que ir con mucho cuidado en perder balones en zonas comprometidas ya que puede  ser el factor que decante el partido.

Publicidad

Los comentarios están cerrados.