Publicidad


Publicidad





MA-15

Por Luis Sanchis

Nada garantiza nada.  Y cuando digo nada, es nada. Quien diga lo contrario, o todavía es extremadamente joven (bendita juventud) o, simplemente, miente. 35 años de experiencia avalan mi tesis y el fútbol, el Mallorca más concretamente, no se cansan de demostrarlo.

Empatados a títulos, universitarios en mi caso y oficiales en lo que respecta a lo verdaderamente importante, tanto el Mallorca como un servidor competimos en una categoría que no consideramos como propia. Unos se fajan en esos malditos campos de césped artificial mientras otro se levanta a las 5:00 am para recorrer, ida y vuelta, esos 115 kilómetros que separan Palma de Manacor.

Y pensamos en el escudo, en nuestras gestas por Europa y en todos los Excelentes acumulados en Bachillerato. “Eso bastará para volver a donde nos corresponde”. El pasado pesa, mucho, y las expectativas generadas son una losa difícil de soportar en algún que otro momento. Mi madre. Mi santa madre. Creo que ella es la que peor lo lleva. Pero la realidad se impone, siempre, y más vale de que te enteres lo antes posible antes de seguir cavando un sumidero bajo tus pies que puede llegar a no tener fin.

La cura de humildad es brutal. Un añito en el infierno de la Segunda División será más que suficiente para regresar a la arena del Gran Circo y pelear de nuevo con los más grandes. Nada más lejos de la realidad. Hizo falta algo más de tiempo, pero el Mallorca acabó con sus huesos en el lodazal de la Segunda División B. Porque, al fin y al cabo, y ahí va otra certeza, las cosas siempre pueden ir a peor.

El trayecto es largo. Os lo aseguro. Pero a uno le da tiempo a casarse y tener dos hijos. A valorar a un grupo humano por lo que ya ha demostrado y por lo que todavía está en disposición de demostrar. Da tiempo a aprender, da tiempo a sufrir e incluso da tiempo, me atrevería a decir, da tiempo a ser feliz. Y a seguir soñando. Soñar con llegar a esos últimos 90 minutos definitivos, a ese partido de vuelta con opciones. Sea de la manera que sea.

Ya no veré a The Kop rugir frente a Steven Gerrard. Llego tarde. Y me jode como no os podéis imaginar. Pero todavía estoy a tiempo, estoy seguro, tengo que estar seguro, de poder narrar el gol de ese canterano bermellón, ahora en categoría alevín, que deshaga ese absurdo empate que mantienen el Mallorca y mi currículum. Por eso, ahora no es el momento de adormilarse frente al volante. No es el momento de dudar frente al balón.

Publicidad

9 comments to MA-15

  • Nou_soci

    ¡¡Eeres muy grande Luis,enhorabuena como siempre!!

  • Marcos - RCD Mallorca

    Joder… ¡¡me has hecho emocionarme!! ¡¡GRANDE!!

  • Zoran Vulic

    Guiemet, el Madrid si que estuvo pendiente de Geromel

    http://www.fichajes.com/liga/real-madrid-geromel-puede-ser-el-relevo-de-pepe_28581

    O eso decían.

    • Guiemet

      Como ya he dicho, detrás de las informaciones que aparecieron relacionando a Geromel con Barça o Madrid no absolutamente ningún interés por parte de los clubes. Sin embargo sí había un interés muy grande de Jorge Mendes para intentar colocar a su representado. Eso es lo único que había.

  • Mallorquinista

    Enorme artículo, me encanta!
    Simplemente me surge una duda; el Mallorca no tiene dos títulos oficiales (copa del Rey y Supercopa de España)?

  • serverisom

    MA-15, desde hace varios años es caviar, uno la hizó de lunes a viernes durante varios años, con un extra de más de 20 km por trayecto.
    Como enseñan las fabulas de Samaniego, giro la vista a mi espalda para encontrare a alguién en peor situación.
    Ansiamos volver a tener canviar en la mesa, mientrás tanto disfrutemos de un pa amb oli bajo un algarrobo y en plato de plástico.

  • serverisom

    @ Dr Socrates y Guiemet. Tema Geromel.A los jugadores los juzgamos por su rendimiento y no analizamos si son los verdaderos culpables. No hay jugador malo en 1era, y si rinde aqui y no alli o al reves, se deben a muchos factores, el principal crear el entorno apropiado. La principal premisa de Cuper fue esta y el vestuario enseguida cogió el mensaje, Luis y Manzano lo potenciaron y los frutos salieron, luego con Llorenç esto se perdio y aqui estamos.